Kospi Boutique Guesthouse

Amantes de los viajes y los sueños, apasionados por el rubro de la hotelería y por hacer amigos de todo el mundo, usamos nuestra inspiración para crear Kospi Boutique Guesthouse, un nuevo concepto de hotelería en Bariloche. Con el objetivo de proporcionar un servicio cálido, personalizado y de excelencia, hacemos de Kospi el lugar perfecto donde nuestros huéspedes pueden descansar, disfrutar y sentirse tan cómodos como si estuviesen en su propia casa!
Nuestro Guesthouse cuenta con 8 habitaciones dobles, 2 habitaciones Familiares y un Departamento para 4 personas, todos con baño privado. Delicados diseños decoran armoniosamente los espacios que transmiten tranquilidad y paz para un buen descanso. Un estilo moderno con toques vintage hacen que cada rincón de Kospi cuente su historia.

Quienes Somos?

Somos Juan y Lucía de Bariloche! Nos conocimos a los 15 años y desde entonces compartimos la misma pasión por el Turismo y la Hotelería. Durante los años de estudio universitario, cuando nos preparábamos, Juan como Licenciado en Turismo y Hotelería, y yo como Licenciada en Relaciones Públicas e Institucionales, visualizábamos nuestro propio emprendimiento. Intercambiábamos ideas, las modificábamos y las mejorábamos juntos, priorizando siempre el servicio y la atención al cliente.
Entre el estudio y los viajes nuestros proyectos crecían y se iban concretando en valores y sensaciones que queríamos generar a nuestros huéspedes. A estas experiencias se le sumaba nuestro ojo crítico, cada vez más refinado por la práctica laboral. Fuimos creciendo, aprendiendo y perfeccionándonos en la industria, y en Abril de 2012 se nos presenta la oportunidad de remodelar la querida casa del Abuelo Juan Angel para transformarla en nuestro gran proyecto.

La leyenda de Kospi

Kospi era una princesa Tehuelche que habitaba en los bosques andino-patagónicos. Cuenta la leyenda que el dios del Trueno, enamorado de su belleza, la rapta y la lleva a la cima de los Andes, dejándola solo donde él podía alcanzarla. La princesa se congela por el frío del invierno y cuando el dios vuelve a buscarla y no la encuentra, furioso desata una tormenta. Las grandes lluvias hicieron que los glaciares y la nieve se derritieran llevando a Kospi por las vertientes y los ríos a cada rincón de la Patagonia. Estas aguas enriquecidas con la esencia de la princesa penetraron la tierra, se aferraron a las raíces de las plantas y subiendo por sus tallos dieron vida a las primeras flores del universo. Es por esto que los Tehuelches denominaban "Kospi" a los pétalos de las flores y es por sentirnos identificados con los lugares a los que hace referencia la historia y en honor a los primeros originarios de nuestras tierras, que decidimos nombrar Kospi a nuestro pequeño Boutique Guesthouse.